cursos de ingles por internetLa falta de tiempo en el día a día y el momento tecnológico que vivimos hace que las personas interesadas en aprender inglés se conviertan en alumnos que demandan cursos de inglés por Internet como método de docencia para aprender este idioma.

La oferta cada vez es más amplia y muchas plataformas ofrecen métodos milagrosos para el aprendizaje del idioma en pocas horas. Hay que tener cuidado con esto.

Break into English, pensamos que existen varios factores determinantes a la hora de escoger qué tipo de formación es la más apropiada dentro de este sector.

CLASE DE PRUEBA ¡GRATIS!

Solicita nuestra clase de prueba de 30 minutos totalmente gratis con un profesor de inglés nativo y decide si nuestro método te convence.

INSCRÍBETE AHORA

Descubre los cursos de inglés por internet de Break into English

A la hora de escoger entre una web u otra con la que desarrollar tus clases de inglés online existen varios factores importantes que deberías tener en cuenta:

  • El primero de de ellos es la prudencia.

Debemos saber que los milagros no existen, al menos en términos docentes. Aprender una lengua requiere de tiempo, esfuerzo y mucho trabajo.

Nadie es capaz de dominar el inglés tras sólo unas horas de clase.

Uno debe saber que para aprender inglés, en primer lugar, debe poner de sí mismo, tratando de aprovechar cada clase al máximo y sin cesar de trabajar entre lección y lección.

  • Otro de los aspectos fundamentales es la calidad del profesorado.

Desde nuestro punto de vista, es indispensable contar con profesores nativos y con experiencia para ofrecer un nivel apropiado de enseñanza conversacional online.

Cuando alguien se acostumbra a mantener conversaciones en inglés con un nativo a través de una plataforma como puede ser Skype, siempre estará más preparado a la hora de afrontar cualquier uso del inglés rutinario.

Y es que dominar el inglés es tarea más que complicada, pero en el momento en que uno logra entender y hacerse entender con un nativo, el objetivo desde luego, está mucho más cerca.

  • Por supuesto, no podemos obviar un detalle como el precio de las clases.

Salvo aquellas personas que tienen la suerte de trabajar en una empresa que costea su formación de idiomas, aprender inglés suele ser un gasto extra que normalmente no resulta barato.

Lo más apropiado es tratar de hallar un punto intermedio entre calidad y precio y para ello, no hay nada como probar previamente. Al enfrentarse a este tipo de enseñanza, es normal que surjan dudas acerca de lo que nos vamos a encontrar y es de agradecer el poder probar antes de decidir si realizar o no un pago ya sea periódico o puntual.

Al mismo tiempo, debemos tener en cuenta que cuando la enseñanza es de calidad y los resultados llegan, no se trata de un desembolso y sí más bien de una inversión de futuro en nosotros mismos.

Como hemos comentado en otras ocasiones, el inglés no es sólo un valor extra a nivel profesional, es un idioma que nos hará ganar en calidad de vida. Y es que, ¿qué día no surge la oportunidad de poner en práctica nuestros conocimientos o seguir mejorándolos?

  • Por último, uno de los factores determinantes es el método de enseñanza.

Una de las mayores ventajas de las clases de inglés por Skype individuales frente a las academias es la posibilidad de personalizar la enseñanza en base a los requerimientos de cada estudiante, además de un importante aprovechamiento del tiempo a favor del alumno.

Pero esto debe realizarse siempre con un método concreto de fondo, que garantice una correcta evolución del alumno con unas bases firmes. Además, añade una ventaja importante para el estudiante, que no tendrá que depender de un único profesor.

Es cierto que siempre es recomendable que un tutor vaya siguiendo la evolución del alumno, pero cuando se cuenta con un método común de eficiencia probada, no habría problema a la hora de que cualquier colega le sustituya en alguna ocasión especial.